3.24.2017

2da base del equipo de USA criticó forma de celebrar de dominicanos y puertorriqueños

El intermedista de Estados Unidos en el Clásico Mundial de Béisbol, Ian Kinsler, criticó la manera en que juegan los peloteros dominicanos y puertorriqueños, especialmente por la celebración.
“Espero que los niños mirando el WBC (Clásico Mundial) puedan ver la manera en la que nosotros jugamos, y aprecien la manera en la que nosotros jugamos, en comparación con la manera en la que Puerto Rico y Dominicana juegan”, expresó Kinsler al diario The New York Times.
“No quiero quitarle nada a ellos (Puerto Rico y Dominicana). Pero esa no es la manera en la que nosotros fuimos criados. Ellos fueron criados de manera distinta, para mostrar emoción y pasión cuando juegan. Nosotros sí enseñamos emoción, sí mostramos pasión. Pero lo hacemos de una manera distinta”, añadió Kinsler.
En el Clásico, boricuas y dominicanos han puesto a un lado las llamadas ‘reglas no escritas’ del béisbol de Grandes Ligas, celebrando de manera efusiva las victorias y jugadas claves. Entre otras, salen todos al plato a recibir a sus compañeros tras un jonrón, sin importar la entrada, algo que no se ha visto en las Mayores, además, han realizado llamativos ‘bat flips’ tras jonrones.
“La diferencia es que en las Mayores se están jugando 162 juegos. Si pierdes dos juegos, al otro día tienes otro, y sigues por ahí para abajo hasta que termine la temporada. Aquí, pierdes dos juegos y te vas para tu casa. Tienes que ponerle un poco más de pique, un poquito más de ‘flow’, y tratar de hacer un mejor trabajo para ayudar al equipo”, dijo Carlos Correa, tercera base de Puerto Rico a El Nuevo Día.
El dirigente Jim Leyland no alineó a jugadores con otras nacionalidades y bromeó parafraseando a Donald Trump diciendo: “Estamos tratando de hacer a América grande otra vez”.

.

.